lunes, 5 de septiembre de 2011

¿Cómo diferenciar al sucesor con carisma?

mujer empresaria,sucesor de la empresa
Las características de un buen sucesor deben ser su compromiso con la empresa, su formación, su espíritu empresarial y su voluntad de sacrificio. Además, todo esto debe generar una figura que destaque, sobre todo, por su carisma. Sólo en este caso la empresa contará con un verdadero líder capaz de movilizar a todo su equipo y contagiar su ilusión por el negocio. La formación de los sucesores debe ir más allá de los aspectos profesionales y del desempeño de su específica labor dentro de la empresa. Su figura debe comprender múltiples facetas que permitan hablar de su capacidad de liderazgo.


De forma muy breve, mencionamos algunos de los rasgos comunes a todo buen líder:



  • Liderar un equipo requiere grandes dosis de autoconfianza y conocimiento de uno mismo. Un gestor que además tenga madera de líder debe aportar serenidad y confianza entre los miembros de su equipo.
  • Don de gentes. Un líder empresarial debe ser un buen comunicador. Debe tener capacidad para transmitir claramente sus objetivos y sus planes de negocio a sus colaboradores.
  • Un líder empresarial debe ser coherente y consistente. Debe actuar con ética y de acorde con los valores de respeto y honradez. Sólo así podrá generar relaciones estables y de confianza con su equipo. Propiciar unas buenas relaciones humanas en el seno de la empresa pueden favorecer un rendimiento superior.
  • Ambición controlada: un buen líder debe ponerse continuamente metas y retos. Esto contribuirá a extender los valores de la competitividad al resto de colaboradores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada