miércoles, 29 de mayo de 2013

El secreto de éxito: Transformando los pensamientos en acciones.

Habitualmente rondan cientos de cosas por nuestra cabeza. Estas generan un gran ruido que impiden que empleemos nuestras habilidades para generar ideas o bien las desarrollemos.
  
Este proceso de rumiación mental suele acontecer en la mayoría de los casos porque no aclaramos cual es el resultado que deseamos acerca de esos asuntos que nos rondan la cabeza.

Por: Antonio José Masiá Cambiando Creencias 

Por mucho que deseemos no podemos engañar a nuestra mente. Esta sabe perfectamente cuando hemos o no aclarado las cosas y mientras no lo hagamos seguirá en constante estado de perturbación, hecho que impedirá que avancemos hacia la consecución de resultados. Este hecho puede llevarnos en muchas ocasiones a lo que se conoce por parálisis por excesivo análisis.

La solución a esta situación es sencilla, sacar de la mente aquello que nos perturba, decidir cuál es el resultado que deseamos, definir la próxima acción y anotar de forma concreta el recordatorio de ambas cosas.

El secreto de éxito en este proceso radica en transformar las cosas, ideas o pensamientos en acciones. No podemos hacer cosas, no podemos hacer ideas, no podemos hacer pensamientos. Sólo podemos llevar a cabo acciones. Cualquier cosas que entre en nuestro entorno psicológico o físico ha de transformarse en algo accionable. Mientras sigan siendo cosas, no podremos establecer ningún nivel de control sobre ellas.

En gran medida uno de los grandes problemas que presentan las listas de asuntos pendientes es que precisamente contienen elementos no transformados en acciones. Suelen aparecer cosas como, hacerme una limpieza dental, terminar el informe trimestral o pasar más tiempo con mi familia. Estos elementos no pueden llevarse a cabo de forma directa, han de ser transformados, de lo contrario no podremos tener control dando pie al aumento del estrés y de la sensación de improductividad.

Vivimos en un entorno en el que existe un constante exceso de significados y es por ello que tenemos la obligación de definir y aclarar que significan las cosas para nosotros, centrarnos en lo que realmente capta nuestra atención y definir el trabajo de forma correcta.

El proceso de transformación requiere en primer lugar agrupar todas aquellas cosas sobre las que tengamos que reflexionar, capturar y si queremos que nuestros esfuerzos respecto a nuestra productividad tenga éxito, pensar sobre ellas, es decir, procesar. No podemos organizar en nuestro sistema directamente aquello tal y como entra. Lo único que realmente podemos hacer es recopilarlo y luego transformarlo en elementos accionables y organizables, es decir, procesarlos.

Trasformar una cosa supone en si analizar exactamente de qué se trata y analizar de forma concreta si requiere de algún tipo de acción. Una vez tomada la decisión procederemos en caso afirmativo a llevar a cabo la acción en caso de poderlo hacerla en menos de dos minutos, delegarla o bien posponerla y en caso negativo, olvidarla para siempre, incubarla o bien archivarla como elemento recuperable para un futuro próximo.

Es justo en este proceso de transformación cuando identificaremos también si lo que nos ha llamado la atención consiste en algo simple o en algo más complejo, es decir, si lo capturado responde a algún resultado que deseemos alcanzar, lo cual en GTD se denomina proyecto.


Uno de los principales errores a la hora de aplicar la metodología GTD es el no transformar las cosas previo a organizarlas dentro de un sistema fiable. De nada sirve tener un sistema perfectamente definido y funcional si no aclaras previamente que significado tienes las cosas para ti, así es que no lo olvides: antes de organizar, transforma tus pensamientos capturados y transfórmalos en elementos accionables. 



lunes, 6 de mayo de 2013

Siete formas de aumentar tu creatividad, talento e ideas.


1. Encontrar tu inspiración.

Encontrando tu fuente de inspiración (o “Musa”) es la puerta a tu creatividad. Esto parece ser un factor obvio, pero me sorprende constantemente en cómo algunas personas específicamente me pueden decir lo que les inspira. Hay veces que la inspiración tarda, más adelante lo explicaré.

Por: Ricard Lloria.  Liquadora de Ideas y Pensamientos 

La “Musa” o Inspiración puedes encontrarla en la naturaleza, en las personas, en música, en una memoria o en una situación determinada. Cuando la encuentres, no tienes que esperar para ese momento de inspiración a, puedes activar tu creatividad en la demanda.

Buscar y tomar nota de todo lo que te hace decir “quiero hacerlo”. “¿Qué pasa si?” o “Tengo una idea!”. ¿Cuál es Tú fuente de inspiración?

2. Rodéate de excelencia

A mi personalmente me gusta mucho escuchar música, sin ser yo músico profesional, me gusta a mi modo componer sonidos musicales, hacer remezclas de sonidos, para así a llegar a crear un sonido musical acorde con lo que yo quiero llegar a crear, imaginaros por ejemplo que he descubierto mi música favorita, más escuchando no sólo a músicos de éxito, o con talento, pero todo así intento por averiguar que escuchan. Por lo que sin falta, creo que los buenos artistas observan a grandes artistas y grandes artistas observan a extraordinarios artistas.

Siempre debes estudiar y rodearte de gran arte, buena música, gran literatura y sobre todo de grandes personas, de lideres (Aprende a diferenciarlos) Esto basa en ti una plantilla de calidad y un nivel de excelencia que puede llegar a impulsar tu creatividad hacia adelante.

No hay absolutamente nada de malo en estudiar y copiar incluso aspectos de los grandes de la industria. Como Pablo Picasso dijo una vez, “copia buenos artistas, grandes artistas roban.” Aunque estoy de acuerdo con Picasso, hace falta decir que tú debes robar sus métodos y no sus obras, sus productos.

3. Vamos a crear. Crearemos

¿Cuál fue el factor que cambió a Edgar Allen Poe de un deprimente levitatorio a una figura inspiradora? Él escribió. Si no utilizas tu creatividad no mejorará tu creatividad. Probar algo original y probar algo nuevo, Ponte en posiciones que requieren creatividad y practicar tu arte continuamente.

Cuando me refiero arte, no solo me refiero al arte en sí, sino también de inspiración, de ideas, de soluciones etc. Un pequeño cambio en tu acción puede hacer que se desenvolupe una nueva situación, por lo cual esta puede ser positiva o negativa, si es negativa, aprende de ella.

En este punto, es donde la creatividad florece o muere. Cuando se empieza a ser creativos, el resultado final es raramente el resultado deseado. Esto es absolutamente normal y aceptable. Para cada gran pintura que ves en una galería de arte, hay una docena de dibujos, borradores y desechados los conceptos que no ves.

Cada uno de los héroes más creativos de la historia, desde Leonardo Da Vinci a a Thomas A. Edison, comenzó con un intento fallido. Lo que les distingue de los demás, es que trabajaron hasta llegar a ver su idea, solución , producto terminado, finalmente igual a su imagen mental creada en un principio de idea. Por lo que no desistas, ¡inténtalo!.

4. Cruzar las fronteras creativas

Como persona, que no soy diseñador, escritor o músico profesional, puedo decir con absoluta certeza que las Artes van todas en paralelo entre sí. Creo que puedo mejorar como persona, como mejorar mi trabajo, mi vida, mi músico que hay en mi, mejorar como mejorar la idea y como mejorar como “ideador” , “brainstorming o tormenta, lluvia de ideas“, esto me ayuda a un mejoro como comunicador.

¿Has notado que personas exitosas, con talento, obtienen casi la totalidad de su inspiración de pocas selectas victorias en la vida? El atleta utiliza metáforas deportivas y los directores para construir una gran empresa. El soldado utiliza los principios militares para criar una familia. El biólogo utiliza los principios de la naturaleza para mejorar su fotografía.

Usar tu propia confianza en un área y aplicarlo a algo nuevo, tú encontrarás que la habilidad y creatividad son transferibles a cualquier desafío.

5. Límite de diversión

Tu fuente creativa es conocida como la “Musa”. Esto es una antigua palabra griega que significa ser absorbido en el pensamiento o inspiración. Atracciones es la ausencia de pensamiento o inspiración.

Mientras que ser divertido puede ser saludable en pequeñas dosis, sobre ti mismo una saturación con él puede ser perjudicial para tu creatividad. Usar cosas como televisión o películas como maneras de expandir tu imaginación, no puede reemplazarla.

La Televisión por ejemplo, requiere poca creatividad o pensamiento. Si no me crees, mira de localizar o encontrar a alguien que esté viendo la televisión y empieza a observar sus expresiones faciales. La mayoría de las veces, encontrarás, que sus ojos están abiertos y su mente está apagada. Esto es porque la mayoría de espectáculos se dedican a realizar o a ejercer la imaginación por ti.

Nuevamente, esto puede ser algo bueno, siempre y cuando lo uses como un disparador creativo en lugar de un asesino de la imaginación, si le denomino asesino de la imaginación, porque muchas veces, si vemos, miramos pero no imaginamos con nuestra creatividad, miramos la creatividad de los demás, pero realmente nosotros ¿somos capaces de hacerlo?

Una manera fantástica para ejercer su creatividad es utilizar la literatura, audiolibros o canciones de buena narrativa como una forma de entretenimiento. Puesto que generalmente no es ninguna imaginería para ir junto con la historia, obliga a usar tu imaginación – algo necesitaba desesperadamente en un mundo lleno de gráfico.

6. Cuidarse, Si cuidarse a sí mismo

Por ejemplo, si trabajas en una industria creativa sabes que puedes hacer más trabajo en unas horas de inspiración y el enfoque que puedas hacer en un día completo con tu mente errante. Distracciones físicas y ambientales pueden destruir el proceso creativo.

Mantener tu cuerpo sano y lugar de trabajo, de hogar, tendrá un efecto profundo sobre su capacidad para imaginar y crear. Creatividad requiere más que la cantidad de trabajo, así que asegúrate de que tu hogar, el trabajo y el cuerpo no limiten tu trabajo. Hay veces, que por mucho que llevemos un orden, una buena calidad de vida, etc., si no nos mostramos perceptivos, a ideas, a opiniones, a cambios, a reprocidad. La creatividad y la innovación ya sea profesional o personal fallará.

7. Ignora a los “Burladores”

Se expresará la creatividad. Ignora a todos las personas tóxicas, Sin embargo, esto deja al artista en una situación vulnerable, abierto al escrutinio y juicio. En negocios, deportes, las artes y en la vida en general se llega a través de ésos desalentando a los críticos que se sienten que pueden construir ellos mismos para arriba, te empujando hacia abajo (usted puede incluso su propio peor crítico).

Mantente abierto a sugerencia y mejora de aquellos que tienen su interés en el corazón, pero se niegan a dar cualquier espacio en tu mente a un comentario rencoroso.

Ignorar los burladores, o mejor aún, usar su negatividad como motivación. Cada gran figura creativa ha tenido críticos, les decían que eran insuficientes, pero historia no recuerda los comentarios, recuerda la innovación, inspiración, imaginación y creatividad.